Narrativa española, Novela contemporánea

LLUVIA FINA – Luis Landero

En una familia avinagrada todos son víctimas, y todos en mayor o menor medida olerán a ácido el resto de sus días.
Y es que hay que ver el juego que da una familia mal avenida, bastante más que el empalagoso rezumo de miel de esas infancias donde el amor y la protección sellan cualquier atisbo de drama. Los que hemos crecido en un ambiente áspero sentimos un poco de consuelo cuando descubrimos que podría haber sido mucho peor.

Gabriel, un egoísta impenitente, malcriado y vanidoso que tiene la suerte de vivir con un ángel y que se pasa la vida sermoneando sobre la felicidad sin entender que ésta solo está al alcance de los humildes y generosos, tiene la ocurrencia de organizar una fiesta de cumpleaños para celebrar los ochenta años que cumple su madre, y aprovechar este acontecimiento para cerrar viejas heridas.
Este será el escenario que dará comienzo al rosario de confidencias, confesiones, exculpaciones y acusaciones que mandarán al desastre tan cándida intención.

Andrea, una firme representante de los celos enfermizos, escupe contra los demás todas sus frustraciones, ya sean con razón o no, porque si no pues se las inventa para reafirmarlas con cabezonería una y otra vez. El caso es que la culpa de todos sus fracasos sea tuya, y tuya, y tuya, menos por supuesto suya. Vamos de las que le regalas una ramo de rosas y te acusará de haber querido matarla con las espinas. Cuidado con las Andreas de la vida porque las hay y no habrá nada que puedas hacer para congraciarte con su vapuleado corazón.

A Sonia, para mí la más normal de todos con el permiso de Aurora, nos la casan a la fuerza con un individuo grotesco más zumbado que una colmena, y con el que no se sabe cómo tiene dos hijas. Una maniobra orquestada por la madre y su moño que Sonia jamás perdonará.

Todas estas cosas nos las contará Aurora, la mujer de Gabriel. Una abnegada confidente avezada en el difícil arte de contentar a todo dios. Sobre la que cada uno va descargando el peso de sus mochilas como quien vomita en un cubo de basura. Y ahí la dejan coleccionando miserias ajenas y arrastrando las propias sin tener un hombro amable donde aligerar.

¿Y quién dice la verdad en esta familia?, pues yo diría que nadie. Que todos cuentan su verdad, la que les nace de la necesidad de erigirse como espíritus inocentes frente a verdugos inmisericordes. Y desde luego imaginación no les falta, y yo añadiría que bastante descaro. Es absolutamente imposible que pueda haber la más mínima conciliación si cada supuesta afrenta cada uno la pelea desde trincheras tan opuestas. Pero aunque se nos pueda antojar exagerado no deja de ser una caricatura de lo que ocurre en la realidad.

Luis Landero es un maestro en estrujar almas. Les exprime todo el ácido y la ponzoña, y con ello va formando negros nubarrones que se acaban derramando sobre toda la familia como lluvia fina.

No es una novela fácil, para nada relajada. Es una novela de sueños truncados, reproches teatreros, egoísmos bien alimentados y cero concesiones. Pero te atrapa porque el autor describe como nadie los sentimientos, utilizando un tono de humor negro que te despierta más de una sonrisa. Y aunque los sucesos nos queden lejos, el lector asiente todo el tiempo.

Sinopsis

Tras mucho tiempo sin apenas verse ni tratarse, Gabriel decide llamar a sus hermanas y reunir a toda la familia para celebrar el 80 cumpleaños de la madre y tratar así de reparar los viejos rencores que cada cual guarda en su corazón, y que los han distanciado durante tantos años. Aurora, dulce y ecuánime, la confidente de todos y la única que sabe hasta qué punto los demonios del pasado siguen tan vivos como siempre, trata de disuadirlo, porque teme que el intento de reconciliación agrave fatalmente los conflictos hasta ahora reprimidos. Y, en efecto, la primera llamada de teléfono desata otras llamadas y conversaciones, inocentes al principio y cada vez más enconadas, y de ese modo iremos conociendo las vidas de Sonia, de Andrea, de Horacio, de Aurora, del propio Gabriel y de la madre, y con ellas la historia familiar, desde la infancia de los hijos hasta la actualidad. Tal como temía Aurora, las antiguas querellas van reapareciendo como una lluvia fina que amenaza con formar un poderoso cauce al límite del desbordamiento. Entre Agosto e Hijos de un dios salvaje, Lluvia fina es la novela más trepidante de Luis Landero.

Sobre el autor

Luis Landero Durán nació en Badajoz el 25 de Marzo de 1948. Escritor y Articulista.

Procedente de una familia campesina, pasó los primeros años de su vida entre su localidad natal, Alburquerque, y la vecina finca de Valdeborrachos, propiedad de su padre. En 1960, tras vender parte de la finca, la familia trasladó su domicilio a un piso del barrio de la Prosperidad (Madrid), en el cual su padre instaló un taller de punto y de costura. Luis comenzó a trabajar desde los catorce años en diversos oficios: aprendiz en un taller mecánico, recadero en una tienda de ultramarinos, auxiliar administrativo en Clesa, Central Lechera… La muerte de su padre en 1964 dio alas al joven para dedicarse profesionalmente a la guitarra flamenca: junto a su primo fue guitarrista acompañante de diversos cantantes durante algunos años. Aproximadamente por esta época, y a pesar de haber tenido una niñez en la que los libros estuvieron ausentes, comenzó una afición casi obsesiva por la literatura que ya no abandonaría nunca.

Estudió Filología Hispánica en la Universidad Complutense de Madrid y ejerció en la misma como profesor ayudante de Filología Francesa. Fue profesor de Lengua y Literatura españolas en el instituto Calderón de la Barca de Madrid, en la Escuela de Arte Dramático de la misma ciudad y en la Universidad de Yale. El éxito de su primera novela, Juegos de la edad tardía, publicada cuando su autor contaba más de cuarenta años, le sirvió para poder dedicarse a la escritura de una obra de la que la crítica ha destacado sus raíces cervantinas y el uso de un lenguaje cuidado y denso tras una aparente sencillez.

En su honor se dio nombre al Certamen Literario de Narraciones Cortas Luis Landero, que se convoca a nivel internacional para todos los alumnos de secundaria de los países hispanoparlantes.

Fuente de la biografía: Wikipedia

Ficha técnica

Nº de páginas: 272
Editorial: Tusquets Editores
Año de edición: 2019

Mi Puntuación

10 sobre 10